sábado, 7 de septiembre de 2013

Hay siete retenes militares en la carretera Marquelia-Tlapa desde la asamblea de la CRAC

En la carretera Marquelia-Tlapa de las regiones Costa Chica-Montaña se mantienen siete retenes del Ejército que se instalaron desde que se realizó la asamblea regional de la Coordinadora Regional de Autoridades Comunitarias (CRAC), en San Luis Acatlán el 31 de agosto.
Sobre el mencionado tramo carretero se ve a los militares, quienes al parecer buscan a policías comunitarios que no están registrados en la credencialización que promovieron el coordinador de la Casa de Justicia de San Luis Acatlán, Eliseo Villar Castillo y el gobernador Ángel Aguirre Rivero.
Los filtros fueron colocados cerca de Paraje Montero, en el crucero de Horcasitas y otro a un costado del Cbtis 136, en donde se revisa a todos los vehículo que por ahí transitan, en esa labor también participó la Policía Estatal.
De igual forma se intensifico la llegada de militares en el tramo carretero Cruz Grande-Ayutla, frente a la gasolinería de la colonia La Esperanza, un automóvil de los soldados se colocó en el acceso a la comunidad El Mesón y en el tramo Ayutla-Tecoanapa están instalados en El Pericón y Las Cruces, esta última comunidad colinda con el municipio de San Marcos, con lo que suman siete puntos donde se encuentran vigilando los uniformados.
Los habitantes por temor no se atrevieron a emitir alguna declaración de las acciones militares, sólo la señora Raquel Hernández Ríos, vecina de Ometepec, dijo que ahora viaja con temor ya que los militares “tan sólo con la mirada dan miedo” y que los vecinos temen decir o hacer algo, pero lo toman como una agresión, por lo que dijo que dejará de visitar con frecuencia a su madre que vive en San Luis Acatlán, pues teme que un día “se agarren a balazos”.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario